sábado, 31 de diciembre de 2011

ÁGREDA (provincia de Soria) primeros apuntes

ÁGREDA (provincia de Soria) primeros apuntes:
La villa de Ágreda se localiza en el extremo nororiental de Soria y casi se sale del mapa de laprovincia, limitando con las comunidades de La Rioja, Navarra y Aragón. Seencuentra en la parte norte del piedemonte del macizo del Moncayo(que puedo verdesde mi ventana todas las mañanas)protegida por terrenos escarpados a la quedivide en dos el río Queiles. Su casco urbano se sitúa a 921 metros de altitud,basándose su actividad en una agricultura extensiva hoy mecanizada,predominando en su paisaje los cultivos en terrazas heredados de las huertasárabes. A esto hay que unir la cría de ganado porcino y lanar y la industriachacinera y de secado de bacalao.
Paseando por Ágreda encontraremosun patrimonio artístico y monumental muy rico. Fue un asentamiento celtibéricoposteriormente romanizado que tuvo ceca propia en el siglo II a.c. donde seacuñaban monedas de plata y bronce. Existen vestigios romanos en losalrededores del municipio y en elinterior de la villa se encontraron en la intervención arqueológica en larestauración del edificio de la Sinagoga aparecieron restos de la época romanade finales de la República o principios del Imperio. El dominio romano duróhasta el siglo V hasta que penetran las primeras oleadas de pueblos germánicosy en el 415 llegan los visigodos aunque pocos datos han quedado en la villasobre esa época. Con el hundimiento del reino hispanovisigodo en el 711 y laocupación musulmana en la península, puede certificarse la presencia árabe enel 712 por tierras agredanas.
Durante el dominio del Emirato de Córdoba (s.VIII_IX) Ágreda seconvierte en ciudad fortificada instalada sobre el antiguo castro de La Muela,con su correspondiente medina y alcázar. De esa época emiral se conservan dospuertas de acceso con arco de herradura (aunque se sabe que tuvo al menos dosmas)algunos muros, y una torre (Castillo de la Mota) en el lugar que ocupara lamencionada alcazaba y que es muy posterior, pues se edificó cuando ya habíasido reconquistada la villa.
Por razones que se desconocen,entre los siglos XI-XII las murallas y fortificaciones emirales de Ágredafueron parcialmente destruidas y desmontadas, dejando de ser ésta, plaza fuertedel sistema defensivo del Califato de Córdoba.
La reconquista de las tierras deÁgreda se inicia en el siglo XI, llegando a durar hasta el 1120 cuando AlfonsoI el Batallador lo haga definitivamente. Por esta época, este monarca,instalará en la villa, a cambio de privilegios, una importante comunidad demudéjares traídos del valle del Ebro, que se establecerán dentro de su propio recinto amurallado, dondese dedicarán durante varios siglos a actividades económicas relacionado con elmanufacturado de productos textiles, curtidos y alfarería.
A partir de este momento surgirála Ágreda de las tres culturas, pues el rey Alfonso VI volverá a repoblar lavilla con gentes venidas de Yanguas, San Pedro Manrique, Magaña, y Sierra del Albaque se verán obligados a convivir en un mestizaje de culturas (musulmana,hebrea y cristiana) del que surgirá una cuarta, los mudéjares. Convivieron hasta que se produce la definitiva expulsiónde los judíos por los Reyes Católicos en 1492.




Ruinas de la Iglesia de Ntra. Sra. de Yanguas

1 comentario:

Ranita Azul dijo...

Porqué no divulgar una historia tan bien contada Gracias querida "ojosverdes". Las ranas saben...

UN beso y ¡Feliz Año!