sábado, 24 de diciembre de 2011

Los psicotrópicos y la Industria farmacéutica

El aceríco:Vaya , vaya, lo que me encuentro, qué interesante y cómo se utiliza a 'los nerviosos' e incapaces de superar sus problemas por sí solos si no es atiborrándose de largos tratamientos, por recomendación médica para tener a tantos seres incapaces de ser ellos mismos y sí como mansos pacientes, corderillos, manejados por quienes les lanzan a las consultas de estos profesionales y a su vez estos últimos por las empresas farmacéuticas. Pero hay más locos detrás de cada enfermo, unos verdaderos irresponsables que ya metidos en ello por los efectos que dan los fármacos, tienen el gusto de no darle importancia a lo ingieren cada día para aguantar sus problemas y los ajenos que les ocasionan sus parejas y les recomiendan a gente sana la solución a sus inseguridades y falta de concentración, tristeza o el trauma de aguantar a un loco a su lado induciéndolos a su consumo... "porque todo mundo va al psiquiatra o al psicólogo y es muy normal". No estoy en contra de ninguno de estos profesionales si son honrados en su trabajo y saben  lo que hacen, pero sí con los 'consejeros' y los canallas que se cargan otras vidas sanas, para poder explotar su pasividad mientras les aguantan, y que son los que deberían estar encerrados y con camisa de fuerza en un centro psiquiátrico lejos de la gente sana.

 Es realmente corrupto que esto no se sepa, y no sea para evitar a tiempo los tratamientos a los que los someten muchos profesionales que se contentan con oír al paciente sus cuitas pero no saben a ciencia cierta qué hay detrás  de cada realidad antes de recetar, creando dependencia, metiendo a todo quisque en el mismo saco...

Uds, juzguen viendo el vídeo, pero indigna saber estas cosas si son ciertas pero no dudo de quien los sube para que nos enteremos de lo que pasa.
 Antes, todo se curaba con infusiones de valeriana o tila por ejemplo y habían una formación  previa de crecimiento personal para asumir las responsabilidades de la vida  sin tener que consultar a  tanto psiquiatra y psicólogo. Habían recursos más sanos y espirituales y mucho más sensatos para salvaguardar la salud psíquica y no exponerla a  tanto desaprensivo y 'consejero'... 

¿Cómo es que esto que lo saben los profesionales de la psiquiatría y los psicólogos, a donde remiten los primeros al presunto enfermo, recetándoles sin más  e utilizándolos de conejillos de indias, no estudian los casos como éticamente tenía que ser para evitar dañar mentes que, en principio son sanas? Que no dicen la verdad de lo que realmente les pasa, o están aconsejados estos presuntos pacientes por verdaderos enfermos, sin saber si quien los vuelve locos es el canalla que está detrás del que consulta o el propio médico por darles fármacos y que evite denunciar -por ejemplo- a su sinvergüenza maltratador, en el caso de una mujer que recurre a psicotrópicos con resultados irreversibles,por indicación de su médico de cabecera; cuando muchos de estos pacientes lo que tenían es que confesar la verdad de lo que les lleva a una consulta siendo más de juzgado de guardia denunciar al canalla que les lleva a semejante necesidad, pues la cura sería mucho más efectiva para ambos si denunciaran a tiempo las verdaderas causas de sus problemas.

¡Es indignante que se proteja a tantos loco suelto y no se ampare a la mujer que sufre, por ejemplo, por culpa de un maltratador que reiteradamente la agrede  físicamente o verbalmente y la trata como a una loca desquiciada, siendo él el más peligroso pero sí consigue que ella para aguantar su potencial agresor, llena de humillaciones y de terror, tenga que recurrir a antidepresivos  y se atiborre  para aguantarlo por depresión y miedo a dejarlo, terminando peor que ellos o muertas, por no tener ni fuerzas para denunciarlos a tiempo por ese estado de pasividad a que las someten estas drogas o fármacos, desarrollando otros males, llevadas por el hartazgo de una convivencia anormal e insana ¡por tener a tanto capucho manipulador,  *chantajista emocional y miserable a su lado! Esto que debería ser un auténtico  escándalo por el peligro en que incurren algunos profesionales de la medicina, obedeciendo al negocio de los laboratorios y a sus propios intereses por nutrirse de lo mismo ambas partes, la industria farmacéutica y los profesionales psiquiatras y psicólogos. Debería de tomarse en cuenta por las autoridades competentes y por los servicios  de protección a la mujer maltratada como al resto de pacientes que en muchísimos casos, terminan mucho peor de lo que estaban, porque no pueden prescindir de estos medicamentos.

Elisa
* Ir al enlace


Psiquiatras de la muerte from Miguel Schweiz on Vimeo.

1 comentario:

abajolasopos dijo...

¡Hola, Elisa! Hacía tiempo que no me pasaba por aquí pero porque había alcanzado un punto de saturación en mi agenda, no porque me hubiera olvidado de ti. Pasaba a desearte unas felices fiestas y me he encontrado con esta impactante entrada. ¿Qué decir? Supongo que el clásico "hijos de puta" (con perdón de las susodichas) hay en todas partes, lo que da coraje es que encima la gentuza suele tener poder.

Un abrazo.