jueves, 1 de diciembre de 2016

La Fiesta Brava -¿Vegetales o carne? -Alimentación e hipocresía

martes, 27 de septiembre de 2016

La Fiesta Brava -¿Vegetales o carne? -Alimentación e hipocresía

Foto: alattkeva (tomada de la Tele) 
-"¡No me gusta que maten a los toros!"...
¿Sí los pollos, los patos, los corderos,
ah, los peces, mariscos, cochinillos,
el faisán, la ternera y los conejos?
...
-"¡No me gusta que mueran animales!"...
¿Pero sí que los maten los jiferos,
y llevar otra piel sobre tu cuerpo,
buen calzado con bolso y monedero?

-"¡No me gusta que maten animales!"
¡Pero la carne es un plato placentero!
-"¡No me gusta que mueran en las plazas!"
¡Con su piel bien tratada, luces cuero!

-¡No me gustan la dietas naturistas!
Preferible ragú y el ossobuco,
buen jamón de Jabugo, un rico pavo,
o llevar el visón, lucir peluco.

-"¡No se entiende esa Fiesta..., ¡ay pobrecitos!"
-¡Que me sirvan almejas, boquerones, 
unas sepias, merluza y las angulas,
calamares, diez ostras con limones!
...

"¡Y llevar Astracán es elegante!
¡Piel de foca, glamour con elegancia !"
¿Una estola de zorro y, petulante,
tape arrugas del cuello con prestancia?

"¡No nos gustan 'gusanos de conciencia'..."
Alojados por dentro de las frutas,
ni tampoco las moscas y mosquitos,
cucarachas, ratones, las orugas!
...
El Prejuicio gritó: -¡Vegetarianos!
-"¿Nunca sienten dolor los vegetales?"
...
-¿Qué haremos entonces los humanos?
¡No olvidamos, que somos animales!
Australia Elisa Lattke Valencia en: "Ranita Azul"

............
Foto: Internet
Por otro lado, los convencidos de las dietas sanas también olvidan ciertas cosas:

"El vegetarianismo es una elección dietética voluntaria y autoimpuesta. Vegetariano es aquel individuo que se abstiene de comer animales ('carne', o sea, el cuerpo de cualquier animal, ya sean vacas, peces, ovejas, cerdos, mariscos, aves, etc.)".

"Quienes consumen productos de origen animal como los huevos, son llamados 'ovo-vegetarianos', quienes consumen miel, 'api-vegetarianos', y quienes consumen productos lácteos son 'lacto-vegetarianos', pudiendo existir combinaciones (por ejemplo: 'api-ovo-lacto-vegetarianismo'). Aparte de estos principios comunes (no consumir 'carne'), no existe un 'vegetariano típico', y en función de las razones que los motivan (salud, ecología, religión, espiritualidad, evitar el desperdicio de recursos, etc.), existen tipos muy diferentes.."

Comprendo y entiendo que la hipocresía está servida también en un plato diario.  Y, una parte de nosotros que buscamos vivir con salud. si llegamos a una edad longeva también buscamos estar sanos. Saber lo que comemos es importante y escoger lo que conviene como ingesta diaria. Pero es parte también de algo engañoso y lo olvidamos. Nadie se mete con el OMS, o con el Ministerio de Agricultura, por permitir el uso de pesticidas en los cultivos. Tanto para combatir las plagas como para la obtención rápida de los mismos vegetales que consumimos. Se utiliza química que alteran el crecimiento normal de los vegetales, consiguiendo que estos se desarrollen más rápidamente para estar en la mesa. Pero que tengan buena presentación y tampoco sean atacados por los insectos, a los que manipulan genéticamente y colaboran con la agricultura.
 Nadie que sea vegetariano consciente, debe pasar por alto este tipo de cosas. Y  que recuerde que desde que el mundo es mundo, no se deja de usar piel para el calzado 'elegante', el que le gusta y otras prendas de piel animal para vestir, lo mismo que accesorios y complementos y muebles para el hogar. Hasta una corbata de seda procede del trabajo laborioso de gusanos que se alimentan de vegetales, y pertenecen al Reino Animal. ¿Habrá que evitar que se fabriquen sedas?

El uso indiscriminado de todos estos productos, no es cuestión de la gente pudiente. Estas cosas nos gustan a todos y a veces por lucirlas, un un sacrificio, porque nunca pasan de moda por estar confeccionadas con elementos nobles: piel, madera, oro, plata, nácar, marfil, seda. Son parte de la explotación de los bosques, el subsuelo, los animales y nos lo da este planeta, tanto como lo que camina, vuela y nada en el mar para la alimentación animal donde nos incluímos. Recuerden lo que tenemos y usamos o deseamos tener. Hasta el mismo móvil necesita de ciertos minerales, sobre todo de alguno que subyacen dentro de la tierra como el coltán. Pero allí a las minas no van los ecologistas a hacer bulla en contra de quienes las explotan que no son quienes por nada, bajan al fondo de las mismas a extraer lo que les da para vivir (?) Ver enlace anterior. Y, quienes se arriesgan bajo tierra en nulas condiciones de seguridad, son los niños. Ni sus propios gobiernos los defienden. Seres inocentes que trabajan para ayudar a la manutención de su familia. Porque es menor el riesgo de desprendimientos internos de las minas, por el peso y la forma en que extraen el mineral. No van a la escuela, aprenderán como sus padres a vivir sin libertad, a no pensar por sí mismo y a servir al poder que les controla, gobiernos que lo permiten y el capital extranjero que lo solicita. Como siempre lo hicieron sus padres, porque estos no han tenido otras opciones, para escoger otra forma de vida. La  ignorancia se explota.

Foto: alattkeva (Filomena)



¿Quién se ocupa de las perlas y las ostra , tanto las perlas naturales que se consiguen en el mar, como las que se consiguen en criaderos. La explotación artificial de las mismas es algo corriente y son animales de mar.
Y todos los metales y piedras preciosas son parte de la industria joyera, reino vedado y prohibido para los pobres de este mundo, incluso esos que defienden a los animales, ¿les importa un bledo la explotación del oro que acaba con los ríos y  altera el entorno devastado de los montes y selvas tropicales, por las grandes empresas , dedicadas a la busca del mineral? Pero recuerden que muchos lo llevan encima. Yo misma llevo un pedacito de oro en el anillo de casada.
 El ser humano pone su oficio dando forma y belleza y arte a los mismos, pero la demanda no se ve detrás de cada oficio artesanal que admiramos, ni lo que realmente se mueve y perjudica al medio ambiente. Nadie se pone delante de una joyería con una pancarta, haciendo ruido en contra de los compradores de joyas, fastidiando a quien las vende que es su forma de vida. Porque quien quiebra y se fastidia es el joyero o el ladrón que se las lleva. Parece que nadie toma conciencia del destrozo sistemático de grandes zonas verdes, como del abuso a sus Pobladores autóctonos que deben abandonar esos territorios, porque su propio gobierno los traiciona, alquilando a grandes compañías por contrato una zona que interesa explotar.

Minerales, madera, piel de animales salvajes, metales preciosos, sirven al comercio de los buscadores de riquezas. Todo a costa de la la miseria moral de gobiernos y la de sus habitantes más indefensos. Y todo se hace en connivencia con esta misma gente, que 'venden' al mejor postor los lugares donde encuentran lo que buscan, partes de su territorio para la explotación a los países ricos, los que aún viven a costa de los pobres. Pero quien pone un negocio con la oferta de todos estos productos, no pone un cartel en su puerta, advirtiendo del daño moral y material que está causando a la naturaleza o, a esos pueblos. La demanda de esos productos -dicen- son los que le dan "prosperidad para vivir con esperanza". 
¿En dónde están "los perros flauta" que defienden las causas justas de otros habitantes del planeta Tierra, que no tienen derechos?
Foto: alattkeva


Nadie habla del mal que hacen a la tierra los buscadores de metales preciosos, que suelen ser siempre colonos extranjeros que exponen un capital, Gente ambiciosa y aventurera a la caza de tesoros, se gastan un gran pastón en equipo y viajes para conseguir su emporio de sueños. Robando los de los pueblos, porque sólo utilizan la gente para peones. Las empresas extranjeras que pagan bien, a quienes destrozan la selvas de América de Centro y Sur y contaminan sus aguas con los productos químicos que utilizan. Es lo que les lleva a otros países gobernados por 'ilustres ignorantes', a que talen bosques y aprovechar de paso, su madera, venta de animales exóticos y todo lo que demandan otros países como negocio. Si no hay demanda no hay necesidad. Los efectos sobre los más pobres donde se asientan poblaciones autóctonas indígenas, son las que sufren las consecuencias de sus actos vandálicos, permitidos por los gobiernos y no hay control, han pagado por el lugar que explotan, y nadie toma en cuenta todo tipo de abusos cuando encuentran oro o piedras preciosas o cualquier metal noble, porque lleva título de propiedad la explotación y se lo quedan. Los autóctonos aborígenes del lugar, defienden a falta de autoridades, sus derechos que son los de "la Pachamama", la Tierra. Pero estos criminales los acosan para que se marchen, violan sus derechos, se aprovechan de los niños y las mujeres jóvenes, humillándose a estos canallas saqueadores.

Menudo ejemplo y sentido patrio y amor por la tierra de sus mayores, tienen estas tribus de América, si se comparan con los señores 'cultos y civilizados gobiernos de nuestra América hispana, que dejan en manos ajenas lo de todos, porque de ello viven también. Moralmente son los verdaderos ladrones de tesoros que pertenecen a su pueblos, dejándolos en manos de oportunistas y ladrones extranjeros, que saben perfectamente lo que buscan y se llevan.
  Y recuerden que hay más cosas relacionadas con las "Fiestas de los toros" . Oficios que se echarían a perder y que se derivan de este festejo.

Animalistas: tengan en cuenta los que defienden de los animales, que son sacrificados para el consumo alimenticio de sus mascotas. Porque para que estén sanas deben alimentarse con proteína animal, que según su precio o calidad (...), pueden estar hechas de desperdicios de los mataderos u otras cosillas que es mejor callar. En realidad comer "animales muertos", tanto estos como nosotros, 'especie inteligente', resulta asqueroso para poder sostenernos vivos. Como todo tipo de verduras y frutas, aunque se diga que están frescas, ¡están bien muertas!, desde el momento en que se arrancan de la tierra. Pero aún vemos que lloran las lechugas o gritan las calabazas, para que nos lo cuenten. Pero sabemos por otros científicos que es así. Sobrevivimos todos a costa de lo que sacrificamos. 

Un poco de coherencia gente mía, que "todos vivimos de milagro", pues si no fuese por las bacterias en equilibrio, esos bichitos que tenemos dentro, no estaríamos vivos... son también carne. Y nadie se los quita de encima, pues igual que nos dan vida también matan. Y nadie por tomarse un purgante o no - por ejemplo- los espera con una escopeta o palo cuando entramos al WC... porque el purgante hace de las suyas u otros productos se encargan de que estén en equilibrio flora y fauna natural para la vida. Debemos aguantarnos 'el milagro' de saber que con su labor en cada cuerpo, nos ayudan a sentirnos sanos.
 Desde el matarife por profesión, pasando por 'torero' que con 'su arte' mata para comer, necesitamos razonar realidades del matador de toros, distinguiéndose del 'matarife', el maletilla que se convierte en el torero que persigue un sueño: ser dueño de un cortijo de reses bravas. sí, porque hay demasiados toros enamorados de la luna y, toreros enamorados de los toros y ganaderos hay unos pocos que viven de ello. Pero son muchos más los seres humanos que son carnívoros, y no tantos como los vegetarianos. 
¿Estamos tan seguros de todo lo que queremos evitar, y decimos que no queremos comer, usar, llevar encima,o sentarnos cómodamente en esos sofás de piel, fumarse un puro, hecho con hojas vegetales, etc?
¿Como conseguir e ir hacia un mundo justo, seguro y pacífico
regido por el estado de derecho?
 
Cuando hago un arroz como el de la imagen, me duele ver lo que hago para tener a los míos contentos del resultado. Porque son muchas vidas que sacrifico por el placer de alimentarles con 'mis artes culinarias'. Igual que la ensalada que acompaña... y más cosillas. ¡El trigo hasta que se convierte en harina no sabe lo que se puede hacer con el y, quién come sin pan!
 Foto: alattkeva

2 comentarios:

Rafael dijo...

Estando de acuerdo con lo que has dejado, al final, casi me quedo con tu arroz. (Sonrío...)
Un abrazo y feliz día.

A. Elisa Lattke Valencia dijo...

Pues no veas lo buenas que las hago. Y suemore es un martirii pensar en ella, la Vida. No entiendo a quienen creen que por no comer carne, los vegetales no sufren. Serâ porque son tolerantes con tanto depredadir de corbata que 'cuktuva su ganadi' para conseguir beneficios con las plazas que se cierran, los ganaderos que fracasan y la comoetencia que vuve de la Fiesta. Pagan con "perrosflauta" por aburrir a quien sea con tal de obtener lkcales oara otros festejos, incluso para chiringuitos dknde se venden derivados de la carne y itris, como restaurantes que benefician a complejos de espectáculos en las grandes ciudades, por falta de locales. Las plazas de toros son una opciôn muy interesante m, para los deoredadores de los oresuouestos públicos.